Algeria

Exteriores solicita extremar las precauciones en Argelia

 

Protesta por el precio de los alimentos

El Ministerio de Asuntos Exteriores de España advierte a través de su página web de la necesidad de extremar las precauciones tanto de residentes en Argelia como de todos aquellos que deban desplazarse a la zona durante los próximos días.

Además pide a los españoles que se mantengan en contacto con sus embajadas y consulados y recomienda ser cautos y adoptar medidas de prudencia, ante los acontecimientos que se han desencadenado tras las manifestaciones del 12 de febrero.

Y es que unos 3.ooo manifestantes intentaron tomar la céntrica Plaza Primero de Mayo de Argel. Sin embargo, la respuesta del gobierno de Abdelaziz Buteflika, que preside la República de Argelia desde 1999, fue rápida, contundente y desmedida.

Buteflika sacó a la calle a 30.000 soldados, el 16% de las fuerzas armadas del país, para intentar por todos los medios evitar un final como el que han tenido los últimos disturbios árabes. Y es que los manifestantes solicitaban “un cambio de sistema”.

¿Argelia siguiente ficha tras el efecto dominó de Túnez?

Esta manifestación, a pesar de la represión policial, ha sido la mayor que se ha celebrado en Argelia en los últimos diez años, desde que el gobierno decretara la prohibición de este tipo de actos.

El intento se saldó con más de cuatrocientos detenidos, entre ellos numerosos periodistas nacionales y extranjeros. A pesar de ello, la organización convoncante -integrada por activistas de derechos humanos, sindicalistas, abogados, ong´s, opositores…- han anunciado su intención de seguir manifestándose cada sábado.

Argelia es un país al que habitualmente se vincula a un extremismo islámico y a acciones terroristas, sin embargo, lo cierto es que las protestas tienen una base digna de ser escuchada. En un principio, los argelinos han salido a la calle en protesta por las duras condiciones de vida que padecen en su país: el excesivo precio de los alimentos, las elevadísimas tasas de desempleo, las terribles y precarias condiciones de vivienda

Lo cierto es que Occidente debería oír más y mejor a personas que luchan por intentar tener unas condiciones de vida decentes. Los ciudadanos de Argelia se han sentido más fuertes tras el efecto dominó desatado con la Revolución de los Jazmines en Túnez y la caída del “rais” en Egipto.

Fotografías de Magharebia, Mekfouldji Abdelkrim, Ricardo Stuckert/PR.
Licencia en Creative Commons o Public Domain.

Sobre el autor

Mar Santiago

Periodista y traveller, especializada en otras culturas y países en conflicto. Ha trabajado para importantes medios de comunicación (RNE, EFE, Diario16...). En la actualidad comparte sus experiencias a través de la blogosfera.

Deja un comentario