Israel

¿De quién es Jerusalem?

Jerusalem

Por cuestiones exclusivamente religiosas hablamos de una ciudad eternamente dividida, enfrentada y en pie de guerra. Los que predican la paz se matan por mantener un pedazo de tierra bajo su dominio, negando el significado sagrado, tan importante para ellos, a otros para los que el lugar tiene la misma importancia.

Judíos, cristianos y musulmanes están condenados a entenderse, porque quieran o no la ciudad es santa para todos ellos y el deber de un religioso practicante, sea cual sea su religión, es compartir lo que tiene y preservar la paz. Desgraciadamente no es así y en nombre de un mismo dios, al que cada uno llama de una manera diferente, se secuestran, se lapidan, se maltratan, se torturan, se prohíben, se asesinan… Es la absurda realidad que realmente rodea a la ciudad sagrada, a la tierra santa.

Jerusalem

Olvidan además que la religión mayoritaria del planeta es la de los que nos creemos en ninguna religión y no por ello somos peores personas; pero asistimos embobados y atónitos a una guerra entre ‘gente de paz y parabienes’ en nombre de dios.

¡Qué distinta sería Jerusalem si por sus calles pudiese caminar, vivir, convivir todos, con libertad, con respeto, con tolerancia, con amor al prójimo y sin miedo ni amenazas. Una Jerusalem de todos y para todas las culturas. Cuando eso entre en las cabezas de las tres religiones que se disputan sus lugares ‘sagrados’, Jerusalem será un milagro!

Fotografías de Beggs.
Licencia Creative Commons y/o Public Domain
.

Sobre el autor

Mar Santiago

Periodista y traveller, especializada en otras culturas y países en conflicto. Ha trabajado para importantes medios de comunicación (RNE, EFE, Diario16...). En la actualidad comparte sus experiencias a través de la blogosfera.

2 Comentarios

  • perfecto su dicernimiento de sabio

    solo cuando estos señores entiendan que hacer el mal es malo, y que no hay mejor negocio que hacer el bien, cunpliendo el resumen ama a Dios sobre todas las cosas y al projimo como a ti mismo.
    estas religiones cristiana y sus derivaciones, judaismo y sus derivaciones e islamismo y sus derivaciones lo que aman es al dinero y solo profesan el engaño al mas ignorante que cree que Dios castiga. Dios no castiga a nadie, Diosa nos ama

  • cuendo ellos entiendan estos dejara la guerra y dejaran de asesinar en nombre de Dios. lease el deuteronomio y encontrara toda una serie de ordenas que da Mioses parta asesinar y Robar

Deja un comentario