Brasil

Vivir todo el año las playas de Vila Velha


Vila Velha es una ciudad que está en el estado de Espírito Santo, siendo el municipio más antiguo de él. Esta población está en el suroriente de Brasil y es reconocida por su arquitectura histórica, en la que se destacan iglesias, fortalezas y conventos, en especial porque es el lugar más antiguo de todo el estado, por lo que los recorridos por allí son muy famosos.

Pero además de todo el patrimonio histórico que es uno de los mayores atractivos de la ciudad, los visitantes estando allí también disfrutan mucho de sus hermosas playas, que no se pueden ignorar fácilmente. Esta población tiene en total un poco más de treinta kilómetros de línea de costa, que está dividida en varias playas que además ofrecen unos paisajes extraordinarios.

Una de las playas que recomiendo visitar en Vila Velha es la de Praia da Costa, que tiene cinco kilómetros de extensión y unas aguas cristalinas que se estrellan contra las arenas doradas, que casi nunca bajan de los veinte grados centígrados. Otra es la de Itaparica, que tiene una ligera curva y unas aguas que tienen una profundidad de entre dos y tres metros, en la que muchos practican el surf.

Otra de las playas que se pueden visitar allí es la de Itapoã que está un poco más alejada del centro de la ciudad, a diferencia de las dos anteriores, y que está rodeada de bares y restaurantes. Por último, aconsejo ir al balneario barra do Jucu, que está a unos quince kilómetros del centro y que solía estar a las afueras de la ciudad, manteniendo un ambiente tranquilo de una pequeña villa de pescadores.

Fotografías de JorgeBRAZIL, Katler Dettmann, pit thompson.

Sobre el autor

Maritza Cárdenas

Escritora, periodista y amante de descubrir el mundo. Comunicadora Social y periodista de profesión, y una viajera por pasión que quiere compartir lugares y curiosidades del mundo.

Deja un comentario