General

Viajando en Clase Ejecutiva

Clase Ejecutiva

Clase Ejecutiva. Foto tomada por schuey

Por mucho tiempo la clase ejecutiva se consideraba como la económica pero con sillas más amplias y con un mayor espacio para las piernas. Pero los continuos retos económicos y la competencia con las clases ejecutivas de otras aerolíneas, han hecho que esta clase haya tenido algunos cambios en la última década.

En los aeropuertos, los viajeros en clase ejecutiva tienen un lugar separado para hacer el check-in y pueden acceder al salón exclusivo de esta clase en donde se ofrecen bebidas, pasabocas, periódicos y algunos tienen hasta acceso a Internet. Algunos de los mejores salones tienen duchas y pequeños lugares para dormir un poco.

Una vez sea la hora de abordar, la clase ejecutiva es una de las primeras, además de tener unas sillas extremadamente cómodas en donde es muy fácil moverse y estirarse, evitando así condiciones como el Síndrome de la clase turista. Otra de las ventajas es que allí se encuentran menos bebés llorando y menos viajeros en avión por primera vez.

Las comidas y las bebidas son mucho mejores en clase ejecutiva que en la económica e incluso se reparten menús con varias opciones y la comida es servida plato por plato en vajillas de porcelana con tragos gratis. También las opciones de entretenimiento son muy buenas con opciones de audio y vídeo personales y reproductores de DVD portátiles. Pero lo mejor viene al final cuando se es de los primeros en bajar del avión y así evitar las líneas en inmigración y aduanas.

Sobre el autor

Maritza Cárdenas

Escritora, periodista y amante de descubrir el mundo. Comunicadora Social y periodista de profesión, y una viajera por pasión que quiere compartir lugares y curiosidades del mundo.

Deja un comentario