Belice

Xunantunich, sitio maya en Belice

Xunantunich

El Castillo en Xunantunich. Foto tomada por Yogi

Xunantunich es un sitio arqueológico Maya ubicado en el occidente de Belice, a unos 130 kilómetros de la ciudad del mismo nombre en el Distrito de Cayo. Se encuentra justo al lado del río Mopan, muy cerca de la frontera con Guatemala, incluso una parte de ese país se puede ver desde la parte más alta.

El nombre de este lugar significa “Mujer de Piedra” en el lenguaje maya y se refiere a una leyenda que dice que en este lugar vive el fantasma de una mujer desde el año de 1892. Ella esta vestida completamente de blanco y tiene unos ojos rojos que parecen en llamas. Se dice que usualmente aparece frente a El Castillo, sube las escaleras de piedra y desaparece en la pared de piedra.

Xunantunich

Vista de Xunantunich desde lo alto. Foto tomada por Graeme Douglas

La mayoría de las estructuras datan de la Era Clásica Maya, entre el 200 y el 900 d.C. Allí existe evidencia de que algunas estructuras sufrieron daños durante un terremoto mientras aún estaban ocupadas y esta podría ser la razón de que todo el sitio fuera abandonado.

Se recomienda visitar El Castillo que es la edificación más alta en Xunantunich con 40 metros de alto y desde la cual se puede ver la selva que la rodea y una parte de Guatemala. En los alrededores de este lugar se pueden encontrar tiendas para comprar recuerdos y restaurantes que sirven el local Pibil, que es un plato con cerdo o pollo cocinados con arroz y fríjoles.

Sobre el autor

Maritza Cárdenas

Escritora, periodista y amante de descubrir el mundo. Comunicadora Social y periodista de profesión, y una viajera por pasión que quiere compartir lugares y curiosidades del mundo.

Un comentario, responde o deja uno tú también

  • El sitio conjuntamente con la estructura la cual ya lleva una buena parte de restauración es impresionante, me alegra ver que los beliceños se están ponienmdo las pilas con la arqueología, sigan adelante que el turismo resarcirá las inversiones a largo plazo…

Deja un comentario