Egipto

Templo de Hathor, el mejor conservado de Egipto


El llamado Templo de Hathor, que en tiempos pasados se llamó el Templo de Tentyra, es la edificación principal del llamado Complejo de Templos de Dendera, en Egipto. Este templo como su nombre lo indica está dedicado a Hathor quien era la antigua diosa egipcia de principios como el amor, la felicidad y de lo maternal; y es uno de los que en mejor estado de preservación se conserva en todo Egipto.

Esta construcción ancestral en Dendera fue construido entre los años 125 y 65 a.C, y pertenece al periodo greco-romano, lo que se puede ver en algunas de sus características como en sus columnas. La construcción fue hecha en una época en la que los gobernadores de Egipto eran extranjeros, pero que adoptaron la cultura y la religión de Egipto, sin embargo, se nota la diferencia entre este y otros que se construyeron siglos antes como los de Luxor.

El Templo de Hathor se conserva tal cual fue construido, incluso con algunas de las adiciones que le fueron hechas durante las épocas romanas, y los visitantes tienen la oportunidad de ver varios espacios allí como son su pequeña exhibición del tesoro encontrado allí, el Salón de las ofrendas, el Santuario Principal, la corte de la primera Fiesta y varias representaciones de Cleopatra VI, reina de Egipto, en diferentes estados.

En este templo, también se pueden ver diferentes tipos de altares dedicados a varias deidades egipcias como son aquellos a Isis o la diosa de las creencias religiosas, a Harsomtus, a los dioses del bajo Egipto, a la misma Hathor, a Ra o al dios Sol y a Ihy u Horus que fue el que inició la civilización egipcia. Se recomienda ir a este lugar temprano en la mañana o después de las tres de la tarde, para evitar el inclemente calor.

Fotografías de Lasse Jensen,Argenberg, a rancid amoeba.

Sobre el autor

Maritza Cárdenas

Escritora, periodista y amante de descubrir el mundo. Comunicadora Social y periodista de profesión, y una viajera por pasión que quiere compartir lugares y curiosidades del mundo.

Deja un comentario